NOTA INFORMATIVA:

 

Con el paso de los años, es posible que tus artículos de cuero, vayan cambiando de color, dependiendo del tipo de cuero utilizado, siendo más propenso a esto la “VAQUETA O VAQUETILLA” este tipo de cuero toma un tono un poco más oscuro dándole un mejor aspecto; no te preocupes si sucede esto con tu artículo, es normal; ESTAMOS HABLANDO DE UNA FIBRA NATURAL.

 

 

 

RECOMENDACIONES PARA EL CUIDADO DE TUS ARTÍCULOS DE CUERO

 

 

El cuero es una piel de animal tratada mediante curtido, un proceso químico a través del cual se elimina el pelo, la grasa y todo aquello que pueda descomponerla, a la vez que se tiñe y se trata dependiendo del uso que vaya a dársele.

El resultado es una piel imputrescible que conserva el colágeno y la flexibilidad.

 

El cuero es un material muy bonito y elegante, y a pesar de que es muy duradero, también puede deteriorarse o agrietarse con facilidad, si no se mima (hay que cuidarlo con esmero y amor).

Como cualquier piel, el cuero debe ser hidratado y protegido de la humedad si no queremos que aparezcan manchas, se resquebraje o pierda su color.

 

Aunque no lo creas los artículos o prendas de cuero son bastante delicadas sobretodo algunos tipos de cuero, como por ejemplo la gamuza o el ante, para los cuales hay productos específicos.

En Alicante contamos con un profesional del tema Sergio Lillo y su tienda LA NUEVA   CURTIDORA ”.  En donde encontraras todo lo relacionado para el cuidado de tus artículos de piel.

Para impedirlo y tratando de que disfrutes por mucho más tiempo de tu articulo recién adquirido, te sugerimos algunos cuidados.

 

Limpieza

El cuero y el agua no son muy compatibles; por eso debes utilizar un paño húmedo para retirar el polvo y la suciedad. No esperes a que se ensucien demasiado para limpiarlos, pues el exceso de mugre puede hacer que se destiña o reseque.

 

Hidratación

Existen en el mercado muchos acondicionadores para el cuero que ayudan a hidratarlo y evitan que se resquebraje; aunque un buen tip de las abuelas sería poner un poco de crema de manos sin loción de forma homogénea en tus accesorios, para mantenerlos hidratados

 

Si se mojara

En caso de que tu artículo se moje, déjalo secar de forma natural en un lugar a temperatura ambiente y evitando exponerlo directamente a la luz solar; no utilices el secador para intentar quitarle la humedad, esto podría alterar su estructura química y podría deformarse

 

Alejado del plástico

El plástico no permite que la piel respire y puede generar moho. La mayoría de nuestros artículos van con su bolsa de almacenamiento, procura guardarlo preferiblemente en un sitio oscuro y seco; pues la luz del sol o la humedad pueden decolorar y dañarlo.

 

 

 

Ten cuidado con el peso

El cuero, cede con el peso. Pues al ser una piel; es flexible, y a más peso, más forma perderá.

 

 

Lo que “NO” debes hacer

 

NO uses jabón ni productos de limpieza comunes para el mantenimiento de tus accesorios de cuero, únicamente un paño húmedo.

NO pongas ningún tipo de etiqueta adhesiva, es decir, nada que contenga pega pues correrás el riesgo de que dichos residuos alteren de alguna forma la textura del cuero.

NO dejes que los perfumes y lociones que usas tengan contacto directo con tus accesorios de cuero.